jueves, 16 de mayo de 2013

La importancia del estudio de la Filología Clásica


En mi país, la carrera de Filología Clásica no existe. Quizá la razón de esto, se debe a que los estudios sobre las lenguas clásicas no son económicamente remunerados y no tienen la importancia que se les otorga en Europa y algunos países de América. 

En algunos países sudamericanos llegan a consignar esta disciplina entre sus facultades de letras y humanidades, sin embargo, debería ser una de las carreras con suma importancia, no solo por el origen de la literatura, filosofía, lengua o historia occidental greco-latina, sino también por el amplio bagaje cultural en la educación y formación del individuo. Muy aparte de estudiar a los grandes clásicos, la filología llega a ser de mucha utilidad, cuando se estudian las lenguas primitivas de donde nació el máximo esplendor en la cultura greco-latina. Lamentablemente en mi país siempre vela más lo económico y no lo intelectual, razón por la cual, esta disciplina no existe en las facultades de letras y humanidades. 

Pero ahora tratemos de entender la importancia y el objetivo de estudio de la filología clásica (greco-latina). 

Si una persona llega a tener una formación filológica de carácter general, esta le permitirá desplayarse en los diversos estudios del ámbito lingüístico, literario e histórico. Además, quien estudia filología podrá obtener una amplia gama de conocimientos en las áreas más importantes y destacadas a nivel mundial, como son el estudio del griego y latín. Esto, con la finalidad de hacer del estudiante de filología clásica, un investigador o docente capacitado para enseñar sobre la cultura y las lenguas clásicas, además de desempeñarse como traductor de textos greco-latinos y dar nuevos aportes a la cultura, contribuyendo también, con el nivel intelectual en la formación personal del individuo.

El Filólogo está capacitado para traducir e interpretar textos y obras literarias clásicas, tanto en su propio contexto, como en las obras literarias del mundo contemporáneo, con la única finalidad de transmitir el mensaje de las obras de Homero, los trágicos griegos, la filosofía antigua (griega y latina) entre los cuales podríamos destacar las obras de Platón, Aristóteles, Virgilio, Marcial, Plauto, junto a los epigramas grecos-romanos y las poesías (entre ellas las de Safo de Lesbos, Mimnermo de Colofón, los versos de Parménides, Arquíloco de Paros, Anacreonte, sin olvidarnos de Horacio u Ovidio, con toda la riqueza espléndida y pulcra, tanto en su temática y estilística, como en su estructura.y su estética.

El estudio de la filología también nos permite familiarizarnos con el parentesco linguístico entre las principales lenguas indoeuropeas y su importancia - las raíces - con las lenguas modernas. Esto hace que el estudiante de filología se vuelva un asérrimo investigador y minucioso analista, al momento de buscar y seleccionar los respectivos materiales bibliográficos.

Por último, el estudio de la filología clásica nos permite interactuar con la transmisión escrita y oral del conocimiento y la elaboración de la retórica antigua, a través de sus discursos escritos y orales. Cabe recordar que el estudio de la filología clásica, es para una persona que tenga interés por las cuestiones relativas a la lengua, literatura y la cultura griega como latina, con el sólido compromiso de adquirir conocimientos y tener competencia en cuanto a la comprensión, interpretación y difusión de los textos con los que trabajará. 

No olvidemos que la filología clásica, tiene una gran importancia con temas relacionados al valor histórico, literario, filosófico, mitológico y cultural que son de trascendencia cultural e intelectual. 



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada